EL TERMOMETRO DE OTXARKOAGA (EDICIÓN NÚMERO 7)

 

 El sol  de esta semana va a ser para Txirula Kultur Taldea. Para los que no lo sepáis, Txirula Kultur Taldea es una plataforma cultural nacida hace ya 29 años. Durante casi tres décadas Txirula se ha dedicado a la organización de las Jornadas Infantiles de Otxarkoaga. ¿Quién no recuerda la espuma, el dragón, las goitiberas, los laberintos, hinchables, talleres y demás? Son muchos los momentos, que siendo pequeños, pero también ya mayores, nos ha regalado esta asociación. Es una plataforma que ha sabido reinventarse y superar las dificultades que bien son propias o también ajenas -los palos en las ruedas que en muchas ocasiones se les ha puesto desde el Ayuntamiento-.

Por otra parte y como reconocimiento especial, decir que solamente durante las Jornadas Infantiles de este año se ha conseguido que diferentes asociaciones, de ideas y pensamientos enormemente alejados hayan podido trabajar y colaborar mutuamente.

Para constatarlo decir que este año han participado asociaciones como Goizalde Eskaut Taldea, que es un habitual en estos eventos, pero también la Asociación Tendel, Tular -que han retransmitido extraordinariamente estas Jornadas-, la asociación gitnana Kale-Dor-Kayico, Sukabi, la comparsa Aixe-Berri o Beharleku.

Lo dicho, Txirula y más concretamente su expresión más grande, las jornadas infantiles del barrio, son un elemento de unión y de trabajo y acción entre diferentes, pero también es una forma de unión para los ciudadanos de Otxarkoaga, que disfrutan y ríen, pero todos juntos, aunque sólo sea un fin de semana

Este sol es una muestra de lo que significan estas jornadas, más allá de los hinchables, más allá de los talleres, de los cuentos o de los bailes. Implican unión, felicidad, oportunidades, esperanza en el futuro, un futuro que a través de Txirula Kultur Taldea se vislumbra hoy con mucha más fuerza.

La nube de la semana va a ser para la Policía Municipal de Bilbao. Resulta que se celebra un evento singular, que mueve a gran parte del barrio, como son las jornadas, y es improbable el contar con una policía cercana, abierta al ciudadano y las asociaciones.

¿Tan difícil es tener policía municipal en la calle, conversando, escuchando a los vecinos y satisfaciendo las necesidades más básicas?

Esta nube se deriva de su actuación en Jornadas, prácticamente desaparecidos hasta el momento de los fuegos artificiales, aunque no es solo por esto. Es por lo que implica, lo que significa. ¿Acaso puedes saber algo de lo que ocurre en un lugar simplemente dando vueltas con un coche a lo Scalextric?

Tengo la impresión de que la policía municipal en Otxarkoaga no es más que una seta, una seta que se encierra en sí misma y que no ofrece a los vecinos nada en ningún momento, ni siquiera en un evento como las Jornadas Infantiles. Son una especie de fuerte del que de cuando en cuanto salen unos señores en automóviles a poner alguna multa, que nunca está de más.

Me gustaría que quien sea quien mande en ese cuerpo de pasividad, perdón, de seguridad, que supongo que será el Ayuntamiento de nuestra noble villa, de unas órdenes claras; POLICÍA DE PROXIMIDAD. Esto no es Nueva York, Madrid, Barcelona o Indautxu, esto es OTXARKOAGA.

 

 



La lluvia    de esta semana por segunda vez consecutiva va a ser para el Ayuntamiento de Bilbao.

Sólo hacerles una pregunta: ¿cuánto les hubiera costado a ustedes organizar y pagar un evento como las Jornadas Infantiles de Otxarkoaga?

Supongo que bastante más de lo que le ha costado a Txirula Kultur Taldea, la plataforma voluntaria organizadora. No voy a engañar a los que estén leyendo esto, el dinero proveniente de las subvenciones municipales es fundamental para la su relización, pero a pesar de ser un evento caracterizado por su optimización, búsqueda de recursos, eficiencia, eficacia y motor cultural nos encontramos con el recorte drástico en la dotación por parte de nuestro queridísimo Ayuntamiento.

Se puede entender que exista menos dinero, porque hay crisis, y hay menos recursos, para absolutamente todos. Lo que es paradógico es que mientras se ponen estas escusas se dote de importantes cantidades en relación a lo que se da a Txirula para actividades del barrio organizadas por el propio Ayuntamiento.

Esto me lleva sin duda a una conclusión, ¿no será que el Ayuntamiento lo que quiere es debilitar el movimiento asociativo del barrio? Y es que esta situación no solo afecta a Txirula, afecta a todas las asociaciones del barrio.

Si no recuerdo mal, era precisamente el apoyo y fortalecimiento del movimiento asociativo uno de los objetivos del “Imagina Otxarkoaga”.

Otra vez, y ya van unas cuantas, se vuelve a poner de manifiesto su escasa sensibilidad y prepotencia, pero no se preocupen, y es que a pesar de ustedes, señores que les pagamos por pensar y ayudar a la ciudadanía, seguiremos aquí, intentando mejorar nuestro barrio día a día, sólo con nuestra voluntad y esfuerzo voluntario, simplemente con nuestro carácter y fuerza, porque a pesar de que ustedes ataquen a todo lo que no provenga de sus mercantilizadas manos, hemos estado, estamos y estaremos, no les quepa la menor duda.

Una última cosa. Decir a los vecinos de Zizeruene, que el Ayuntamiento ha pedido la fuente, pero es que falta una pieza de Alemania, y ya se sabe, las cosas de palacio van despacio. Qué le vamos a hacer, el sentido común es el menos común de los sentidos.

2 comments for “EL TERMOMETRO DE OTXARKOAGA (EDICIÓN NÚMERO 7)

  1. Isabel
    10/05/2010 at 16:17

    Bueno, estoy en casi todo de acuerdo la verdad, me sorprende que todavía haya gente que piense libremente y lo diga sin pudor alguno. Espero que sigas en esta línea, un abrazo, Isabel.

  2. Pepe
    26/05/2010 at 11:04

    El ayuntamiento apoya a las Jornadas Infantiles a través de Lan Ekintza, también desde euskera (cuentos), desde juventud (subvención general) y desde cultura-distrito (cuentos). Este año no lo ha apoyado, como el año pasado (subvención general), en otro apartado desde Cultura-distrito.  Creo que desde Cultura-distrito se debe replantear el asunto, a mí me duele, porque ha habido que reducir gastos, pero los datos son los que son.  Pepe.
     

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *